+ de 69

Es un hecho biológico que, a medida que envejecemos, las probabilidades de desarrollar uno o más problemas sexuales aumentan.

Pero, ¿qué significa esto para la satisfacción sexual de los adultos mayores? ¿Deben necesariamente renunciar a su vida sexual?

Estudio tras estudio, han encontrado que existe una correlación negativa entre la edad y la satisfacción sexual, de tal manera que los adultos mayores indican que están menos satisfechos con su vida sexual; sin embargo, si se profundiza un poco más en la investigación, se verá que sería un error concluir que los adultos mayores son inherentemente infelices en el dormitorio.

Por un lado, los estudios de personas de mediana edad y, de adultos mayores, revelan que la mayoría de ellos en realidad reportan ser sexualmente satisfechos. Por ejemplo, en una muestra representativa a nivel nacional de 1.384 adultos mayores (media de edad de 60 años para los hombres y 61 para las mujeres), la puntuación media de satisfacción sexual osciló entre 3,6-3,8 en una escala de cinco puntos. Teniendo en cuenta que la media estaba por encima de la escala de punto medio, esto nos dice que la mayoría de los participantes estaban satisfechos con su vida sexual.

Otro dato importante, es que mientras que, los niveles medios de satisfacción sexual tienden a disminuir a medida que las personas envejecen, los cambios sexuales se aceptan de forma considerablemente satisfactoria con la edad.

Específicamente, cuando somos jóvenes, nuestra satisfacción sexual depende más de la frecuencia con la practicamos sexo (es decir, más sexo = mejor sexo). Sin embargo, cuando nos hacemos mayores, la cantidad es menos importante y la calidad empieza a ser más importante. Dicho de otra manera, los adultos mayores se preocupan más por el pensamiento y el esfuerzo que va a tener relaciones sexuales, que sobre la frecuencia con que lo están haciendo.

Cuando los investigadores representan estadísticamente la diferencia este énfasis en la cantidad frente a la calidad, ven que la correlación negativa entre la edad y la satisfacción sexual se disipa.

En resumen, estos resultados sugieren que podría estar mal guiados para valorar comparaciones simples y directas de las puntuaciones de satisfacción sexual de las personas en diferentes etapas de la vida y sacar conclusiones.

El hecho de envejecer no significa necesariamente que su vida sexual vaya a empeorar. En lugar de ello, el resultado más probable parece ser que sus prioridades y preferencias sexuales son susceptibles de cambiar…

Como siempre, por favor comparte sus pensamientos y experiencias a continuación; con ello, estarás ayudando muy posiblemente a otras personas como tú y yo…

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment

Estemos en contacto...

Estemos en contacto...

Déjame enviarte directamente a tu correo todas las novedades del sitio.
Me encantará estar en contacto contigo y escuchar tu opinión acerca de
los artículos que voy publicando.